Está Vd. en Inicio >> Noticias >> LA FEMP Y EL MINISTERIO DE EDUCACIÓN PREMIAN EL PROGRAMA CONTRA EL ACOSO ESCOLAR DE SAN BARTOLOMÉ DE TIRAJANA
30 noviembre 2017 | San Bartolomé de Tirajana
Imprimir
 
LA FEMP Y EL MINISTERIO DE EDUCACIÓN PREMIAN EL PROGRAMA CONTRA EL ACOSO ESCOLAR DE SAN BARTOLOMÉ DE TIRAJANA

• El foro de los municipios y provincias españoles y el Ministerio de Educación galardonan el proyecto municipal ‘Stop Homofobia, Bifobia, Transfobia’.

• El alcalde Marco Aurelio Pérez tilda al acoso dentro y fuera de las aulas como “un problema social”, y defiende “el respeto a la diversidad como valor estratégico para la convivencia y la riqueza social”
 

El programa de prevención del acoso escolar que el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana está desarrollando en todos los centros educativos de este municipio desde el curso 2015/2016 ha sido premiado este jueves en Madrid por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD).

El premio, vinculado al III Concurso de Buenas Prácticas Municipales convocado este año por la Federación y el Ministerio, lo recogió el propio alcalde Marco Aurelio Pérez Sánchez en un acto oficial celebrado en el auditorio de la Secretaría de Estado de Cultura, donde también participó la concejala de Educación, Carmen Pérez Pérez.

El programa educativo de San Bartolomé de Tirajana, sustentado en los proyectos ‘Stop Homofobia, Bifobia, Transfobia’ y ‘Yo digo NO a cualquier tipo de violencia en mi Centro” fue galardonado en la categoría de prevención y atención del acoso escolar en municipios de más de 20.000 habitantes, modalidad en la que también resultaron premiados proyectos de los ayuntamientos de Arona, Getafe, Leganés y Xábia.

Problema social

En la presentación del novedoso proyecto ‘Stop Homofobia, Bifobia, Transfobia’ ante el fórum de representantes de los municipios y provincias españoles y del Ministerio de Educación, Marco Aurelio Pérez calificó el acoso escolar como “un problema social”, y aludió a “la riqueza social que ofrece la diversidad”.

La tarea preventiva que el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana está realizando para promover la diversidad como valor estratégico para la convivencia, según explicó el alcalde, “tiene como objetivo -y ya comienza a apreciarse el resultado positivo del trabajo- que los estudiantes reconozcan todo aquello que les hace diferentes y por tanto únicos y exclusivos, y cómo esa diversidad personal en cualquiera de sus formas enriquece al conjunto social en los contextos socializadores de la escuela, la propia familia y la comunidad en la que está inmersa”.

Marco Aurelio Pérez destacó que los centros educativos se han convertido en uno de los principales ámbitos de socialización y desarrollo personal de los menores, pero también en el espacio donde se producen buena parte de las discriminaciones y violencias hacia las expresiones de género diverso. “Por eso es importante actuar de forma preventiva en las aulas, aunque no haya motivos manifiestos para hacerlo ni demandas específicas por parte de los alumnos o sus familias”, señaló.

Educación sexológica

El proyecto educativo-preventivo contra el acoso escolar que la Concejalía de Educación está llevando al seno de toda la comunidad educativa, con actividades dirigidas al alumnado, profesorado y familias, está basado en una educación sexológica que permite comprender y considerar la diversidad como uno de los máximos valores necesarios que deben respetarse y protegerse para erradicar la violencia dentro y fuera de las aulas, en la búsqueda de la máxima y mejor convivencia posible.

Con ese objetivo, y también para dar respuesta en los centros escolares a las familias que solicitaron a la Concejalía de Educación apoyo y acompañamiento en los procesos de tránsito de los menores transexuales, el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana puso en marcha el proyecto ‘Stop Homofobia, Bisfobia, Transfobia’ en el curso 2015/2016. Ahora se está aplicando en todos los centros educativos públicos del municipio: los 13 de Infantil y Primaria, los 2 de Educación Obligatoria, los 4 Institutos de Secundaria y el Centro de Educación de Adultos. Incluso se ha ampliado al personal docente, equipos de orientación escolar, conserjerías, las Ampas, personal municipal (trabajadoras sociales, educadores sociales…), y también a los cuerpos de seguridad. Entre los objetivos del Ayuntamiento está hacer extensible la aplicación de este programa también en los centros educativos privados y concertados.