Está Vd. en Inicio >> Noticias >> EL AYUNTAMIENTO EDITARÁ UNA INVESTIGACIÓN SOBRE LA POBLACIÓN DE LA COMARCA DE LAS TIRAJANAS EN EL S.XVII
28 febrero 2018 | San Bartolomé de Tirajana
Imprimir
 
EL AYUNTAMIENTO EDITARÁ UNA INVESTIGACIÓN SOBRE LA POBLACIÓN DE LA COMARCA DE LAS TIRAJANAS EN EL S.XVII

El trabajo del doctor en Historia Jesús E. Rodríguez Calleja, que abarca la jurisdicción parroquial que iba desde Arguineguín-Ayagaures hasta Sardina, Santa Lucía, Tunte y Cercados de Araña, se pondrá al alcance público de la población a través de bibliotecas y centros educativos y de investigación

El Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana formalizará un convenio de colaboración investigadora y divulgativa con el doctor en Historia Jesús Emiliano Rodríguez Calleja, para la edición y publicación de un trabajo sobre la evolución demográfica de la población de la comarca de Las Tirajanas en el siglo XVII.

La propuesta que se realiza desde el área municipal de Cultura y Acción Social dirigida por la primera teniente de alcalde Elena Álamo Vega será sometida al pleno que la Corporación Municipal celebrará este viernes en el casco histórico de Tunte. A través de este convenio, el Ayuntamiento se compromete a financiar la primera edición del trabajo investigador con unos 250 ejemplares para su difusión y reparto en centros docentes y otros ámbitos.

El historiador burgalés ya ha realizado trabajos de investigación similares respecto de la población de Telde y Valsequillo, emprendido a través del estudio de los registros sacramentales de la Parroquia de San Juan Bautista, y también respecto de las poblaciones de Arucas y Moya. Su trabajo sobre Telde le valió obtener la máxima calificación académica por unanimidad del tribunal calificador en la presentación de su tesis doctoral.

Rodríguez Calleja llegó a Tunte tres días antes de la muerte del Generalísimo Franco. Allí fue profesor del Colegio Nacional de 1975 a 1977, y luego director de la Escuela Hogar de Tirajana de 1977 a 1983. Reconoce que su trabajo investigador sobre la evolución de la población de Las Tirajanas en el siglo SXVII lo inició durante su formación universitaria en la primera promoción de la ULPGC, en los años ’90.

El ámbito de estudio de su trabajo abarca la jurisdicción parroquial que tenía la comarca antes de la división territorial local surgida de las Cortes de Cádiz, y que abarcaba desde Arguineguín-Ayagaures-Cercados de Araña por el oeste, hasta Juan Grande-Aldea Blanca-Santa Lucía-Risco Blanco y Tunte por el este.

El convenio colaborador con el historiador busca garantizar la publicación de su trabajo de investigación y el acceso de los vecinos al mismo. “Es un estudio de interés general que contribuirá al conocimiento de la realidad demográfica de nuestra población y, además, rellena un vació sobre este tema, ya que no se tiene constancia de que exista un trabajo tan exhaustivo y concreto sobre la evolución poblacional del sur de Gran Canaria en el siglo XVII”, afirma la primera teniente de alcalde Elena Álamo Vega.

Bautismos, matrimonios y defunciones

La investigación la afronta Rodríguez Calleja utilizando las fuentes parroquiales de los registros de bautismo, matrimonio y defunción, que comienzan a utilizarse en Tirajana por la jurisdicción eclesiástica de forma metódica a partir del año 1.597. Los datos recogidos en esos documentos y compilados en el trabajo del historiador permitirán conocer, entre otros, las tasas de natalidad, los nacimientos múltiples; los distribución por sexos; la ilegitimidad; los niños expósitos, su lugar y destino; los esclavos y sus propietarios, la evolución de los nombres y los motivos de imposición, los padrinos y curas oficiantes de los bautismos; las licencias de bodas, los padrinos y testigos; las tasas de nupcialidad, de endogamia y exogamia; el estado civil de los contrayentes, sus edades, los apellidos, el número de hijos por matrimonios; los apodos; las velaciones; las tasas de mortalidad y su distribución; las causas de muerte; la edad de mortalidad; las disposiciones testamentarias; las mortajas, sepulturas y lugares de enterramiento; las ofrendas y misas, los marginados, los ilegítimos y expósitos,

El Ayuntamiento emprende la publicación de este laborioso trabajo científico por tres razones, afirma Elena Álamo. “Porque es un documento básico para el conocimiento de la realidad histórica, del municipio, que puede soportar y dar rigor a trabajos posteriores más genéricos, diacrónicos o comparativos sobre la población de la Isla de Gran Canaria; por los problemas que encontraría su edición al no ser un tema atractivo que despierte un interés masivo de lectores; y porque asumiendo directamente su impresión el Ayuntamiento garantiza el acceso vecinal a la investigación mediante el reparto de ejemplares de la obra por bibliotecas y centros educativos y de investigación de la Isla”.
 

PULSE EN LA IMAGEN QUE DESEE AMPLIAR